Negocios Internacionales

¿Te gustaría saber con más detalle que son los negocios internacionales? Empecemos por el contexto.

Desde hace décadas, las empresas han expandido sus fronteras comerciales y manufactureras. En esa evolución, dejaron de dedicarse únicamente a realizar operaciones en sus propios territorios y se adaptaron para funcionar en y con distintos países.

En este marco, podemos definir los negocios internacionales como las transacciones u operaciones comerciales desde un país con el resto del mundo.

Cabe destacar que en dicho intercambio pueden participar personas, empresas privadas, gobiernos y otras figuras jurídicas.

¿Qué escenarios posibles tenemos para hacer negocios internacionales?

Existen diversos escenarios posibles en el ámbito del comercio internacional.

¡Sigue leyendo y conócelos!

I. Empresa-Gobierno. Un ejemplo de ello es cuando una compañía de telecomunicaciones canadiense decide vender sus servicios al gobierno mexicano.

II. Empresa-Empresa. En este caso, como ejemplo podemos exponer una empresa mexicana productora de café que decide vender su producto a otra empresa en Brasil.

III.  Otro escenario probable es el de invertir en otro país. En este caso, una empresa mexicana maquiladora de ropa decide llevar su compañía a España.

¿Cuáles son los principales objetivos de los negocios internacionales?

Las empresas buscan mercados extranjeros para aprovechar distintas oportunidades, como podrían ser beneficios fiscales y/o el momento económico de otros países. Esto, además, diversifica el riesgo, ya que hay perspectivas de éxito puestas en más de un lugar.

A su vez, las organizaciones pueden encontrar tecnología, capital, materias primas y conocimientos en otros países y adquirir algunos beneficios.

Estos beneficios podrían ser la reducción de costos, la facilidad para obtener cierta materia prima debido a la poca o nula disponibilidad en su país, la introducción de ciertos tipos de tecnología que mejoren ciertos procesos, entre otros.

¿Cómo se componen los negocios internacionales?

Hay tres maneras principales para hacer negocios internacionales:

I. Inversiones. Se refieren a la adquisición de propiedades fuera del país que, como resultado, otorgan algún tipo de rendimiento.

II. Importación y exportación de mercancías. Las importaciones son las que se encargan de ingresar bienes a un país, a diferencia de las exportaciones, que consisten en enviar fuera del país ciertos productos

III. Importación y exportación de servicios. En este caso, se generan ingresos que no son resultado de productos manufacturados. Por ejemplo, una empresa mexicana recibe honorarios por la administración de bienes inmuebles que se ubican en Estados Unidos.

Como podemos ver, existen muchas oportunidades para que los empresarios puedan incrementar el crecimiento y la competitividad de sus compañías explorando distintos mercados. Para ello, las empresas deben contar con firme conocimiento sobre el contexto económico y político, y los posibles riesgos del mercado al que se pretenden incursionar.

Gracias a los negocios internacionales las empresas pueden llevar a cabo nuevas oportunidades de negocio, insertarse en segmentos del mercado, crear nuevos nichos, posicionar su marca, apoyar en la generación de empleos, entre muchos otros beneficios.

Si te interesa ampliar tu información sobre este y otros temas, te invitamos a incursionar en nuestro blog, donde encontrarás muchos artículos para ti.